jueves, 14 de junio de 2007

Educación para la Ciudadanía, nueva arma de partidos

Y para empezar, me permito hacerlo con dos titulares recién sacados del horno. Uno de El País, y otro del ABC:


ABC:

Cabrera advierte que no obtendrán el título los alumnos que no estudien Educación para la Ciudadanía

EL PAÍS:

Cabrera advierte de que no obtendrá el título quien 'objete' de Educación para la Ciudadanía



Está claro, ¿no? El ABC critica la nueva reforma que ha hecho el PSOE, mientras que El País advierte a los "atrevidos" que ya están pensando en hacer objeción de conciencia (tal y como promueve el famoso señor obispo de Toledo, creo recordar) de que no habrá escapatoria a esta ley. Todos deben cursar la asignatura.

Resulta increíble ver cómo los medios se proclaman la guerra los unos a los otros en defensa de cada partido. Además, ABC se hace con las declaraciones de la diputada del PP, Sandra Moneo, para hacer más propaganda política: "...[Sandra Moneo] aseguró que el Partido Popular la suprimirá [la asignatura de Educación para la Ciudadanía] si los españoles le dan la confianza en las urnas tras las próximas generales".







CONCLUSIÓN: El PSOE crea esta asignatura para enseñar valores cívicos en las escuelas (sean los conflictos humanos, educación vial, iniciación a las principales leyes de la Constitución, las igualdades de sexo, la posibilidad de contraer matrimonio con personas del mismo sexo, las religiones, el derecho a la libertad y a la dignidad, sexualidad sin trabas ni tabúes... y por supuesto, desde un punto de vista laico, que no anti-católico). Al PP no le gusta en absoluto (o al menos no le gusta que lo haya hecho la oposición) e intenta convencer a la población de que la asignatura es poco menos que el anticristo y que incita a la pornografía, dicen los más avispados.

OPINIÓN EDITORIAL: El PP está que arde y está desmontando todas las reformas del Gobierno, sea como sea y a cualquier precio. Primero con la asignatura de Religión, y ahora con esta. Personalmente, considero que esta asignatura la necesitábamos hace tiempo. Tan solo hay que salir a la calle para encontrarse a niños sin infancia que han aprendido de todo menos valores tan éticos como la bondad, la libertad de opinión o la apertura de la mente a otros ámbitos y culturas. Olé por la nueva asignatura.

No hay comentarios: